hijos-0

Besa  al Hijo, para que no se enoje, y perezcáis en el camino; Pues se inflama de pronto su ira. Bienaventurados todos los que en él confían.

– Salmos 2:12

Habrá una dimensión íntima, afectuosa y apasionada en nuestra relación con Jesús. Algunas iglesias enfatizan el temor y el temblor, a menudo dejando poco espacio para el regocijo y la adoración afectuosa. Otros se concentran en el regocijo y la bendición. Algunas de las iglesias carismáticas de hoy en día se han enfocado en la autoridad del creyente y los privilegios que tenemos en Cristo, con la exclusión de su asombrosa majestad y juicio. Otros más están comprometidos con una intimidad afectuosa con Dios con una apasionada respuesta de amor hacia Jesús. Pero Dios ha formado el espíritu humano de tal manera que necesitamos las tres dimensiones: temblor, regocijo y besos en nuestra relación con él.

ORACIÓN

Padre, he sentido un temblor cuando estoy en Tu presencia, y he abandonado mi vida para regocijarme en la adoración de un Dios tan grande. Ahora enséñame a comprender Tu corazón afectuoso y a conocer la maravilla de una relación amorosa e íntima contigo.

Necesitamos pedir al Espíritu Santo que reviva en nuestros propios corazones las tres dimensiones de la gracia de Dios

amando-a-dios-mike-bickle

Anuncios

Acerca de Toto Salcedo

Conductor del Programa "La Verdad" difundido por Xto TV de lunes a viernes a Hrs. 20:00 La Paz, Bolivia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s