Mark Rutland

 

Pero tenemos este tesoro en vasos de barro, para que la excelencia del poder sea de Dios, y no de nosotros, que estamos atribulados en todo, mas no angustiados; en apuros, mas no desesperados; perseguidos, mas no desamparados; derribados, pero no destruidos;

2 Corintios 4:7-9 RVR 1960

Cada cristiano es un recipiente que Dios ha creado de manera única para compartir un tesoro con otros. Este tesoro, al que se refiere el evangelio de Jesús, está contenido en “frágiles vasijas de arcilla” por lo que es “claro que nuestro gran poder proviene de Dios, no de nosotros mismos”. Pablo usa la frase “frágiles tinajas de arcilla” porque como humanos nos quebramos fácilmente y luchamos con los detalles más básicos de la vida. Sin embargo, estamos llamados a derramar nuestro tesoro para que el mundo entre en contacto con Dios.

Las obras de Dios fluyen naturalmente de una persona cuya vida ha sido totalmente comprometida con él. La clave es dar generosamente de lo que hemos recibido, sabiendo que el Señor continuará llenándonos para que nunca estemos totalmente vacíos ni desbordados constantemente. En su lugar, nuestro recipiente estará lleno de agujeros que continuamente derraman el amor de Jesús. Mientras estemos siendo llenados por Dios diariamente, nunca tendremos problemas para servir a aquellos a los que Él quiere que sirvamos.

Así que, según tengamos oportunidad, hagamos bien a todos,y mayormente a los de la familia de la fe.

Gálatas 6:10 RVR 1960

Sin embargo, estas jarras de arcilla pueden llegar a estar vacías por falta de uso. Las vasijas vacías sirven para poco más que para ocupar espacio. Y el Señor no quiere que simplemente existamos. Como el pastor Rick Warren ha señalado correctamente, cada persona ha sido hecha con un propósito. Cuando un seguidor de Cristo no está conectado a la fuente de estos dones, su deseo de servir a Dios y a otras personas disminuye.

Piense en ese recipiente en su vida hoy en día. ¿Cómo se ha usado para almacenar la bondad de Dios? ¿Ha fluido esa bondad a otras vidas? ¿Se ha evaporado la medida de la bondad de Dios en usted a partir de días y meses de no usarla? ¿O es su vida un recipiente lleno de agujeros, que filtra la bondad de Dios de forma continua porque está permanentemente llenando la fuente que nunca se seca?

 

Acerca de Toto Salcedo

Comunicador Radio-TV RR.SS Libro: Revolucion desde adentro Pastor EKKLESIA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s