Cindy Trimm

Pero ustedes son linaje escogido, real sacerdocio, nación santa, pueblo que pertenece a Dios, para que proclamen las obras maravillosas de aquel que los llamó de las tinieblas a su luz admirable.

1 Pedro 2:9

Un rey no suplica ni llora por nada. No tiene que hacerlo. Él declara algo, y eso queda establecido. Un rey tiene el poder legal de decretar, que es una palabra del inglés antiguo para legislar. Instituye, confirma, establece, manda: eso es lo que hace un rey. Pedro dice que somos “real sacerdocio”. La palabra real habla de nuestros atributos reales como creyentes. Recuerda, Jesús es el Rey de reyes: Él es rey con R mayúscula, y nosotros somos reyes con r minúscula. Debes manifestar tu unción real para decretar bendiciones sobre tu matrimonio, familia, negocios, ministerio y toda otra esfera de tu vida.

Oración.

Declaro tu Palabra sobre mi vida hoy. Estoy extremada y abundantemente bendecido, mucho más allá de lo que pueda imaginar. De acuerdo con Deuteronomio 28, soy bendecido en la ciudad y en el campo, soy bendecido en mi entrada y mi salida. Soy fructífero y no me falta nada. Soy bendecido social, financiera, espiritual, emocional e intelectualmente. Mi familia es bendecida; mi lugar de trabajo es bendecido; mi iglesia es bendecida. Gracias a ti, como el bien de la tierra. ¡Gracias, Señor! Amén.

Tomado del Libro Devocional Declara Bendición Sobre Tu Vida de Cindy Trimm.

Acerca de Toto Salcedo

Comunicador Radio-TV RR.SS Libro: Revolucion desde adentro Pastor EKKLESIA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s