love bible

El que escucha la palabra pero no la pone en práctica es como el que se mira el rostro en un espejo y, después de mirarse, se va y se olvida en seguida de cómo es. Pero quien se fija atentamente en la ley perfecta que da libertad, y persevera en ella, no olvidando lo que ha oído sino haciéndolo, recibirá bendición al practicarla.

—Santiago 1:23-25

Cuando un pensamiento viene a la mente, ¿de dónde viene: de Dios, del mal, de tus urgencias físicas, o de tu propia psiquis? La respuesta para discernir la diferencia entre estas “voces de nuestra cabeza” se aprende con la práctica y la repetición, con la Biblia como tu entrenador personal. Ésta, es el espejo en el que nos miramos y aprendemos quiénes somos en realidad. La familiaridad con la Palabra de Dios es más que memorizar las Escrituras. Cuanto más tiempo pasamos leyendo la Biblia, más penetra en nuestro ser y más clarifica las voces de nuestro interior.

Oración

Padre, me comprometo a estudiar tu Palabra para poder conocer tu voluntad y tus caminos, y recibir tu sabiduría divina. Tus leyes son buenas, y tus preceptos son rectos. Yo declaro que los deseo más que el oro. Decreto y declaro que no seré meramente un oidor de la Palabra; voy a actuar y seré bendecido en mi hacer. En el nombre de Jesús, amén.

Tomado del Libro Devocional Declara Bendición Sobre Tu Vida de Cindy  Trimm

Acerca de Toto Salcedo

Comunicador Radio-TV RR.SS Libro: Revolucion desde adentro Pastor EKKLESIA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s