1519418322

Dr. Mark Rutland’s

Si usted piensa que está de pie fuerte, tenga cuidado de no caerse.

1 Corintios 10:12

¿Has construido algún pedestal últimamente? En el último par de décadas, los periódicos y los noticieros han estado llenos de reportes de pecado en las altas esferas. Los evangelistas de la televisión han caído con una regularidad vergonzosa. El dedo apuntador de hoy se convierte a menudo en el sospechoso de mañana. Sólo las denuncias de los líderes políticos compiten con las revelaciones de escándalos religiosos para la cobertura de primera plana.

No estoy seguro de cómo los ciudadanos de a pie ven estos escándalos. Ciertamente, los medios de comunicación parecen deleitarse con sus revelaciones. Y los comediantes se han ganado cientos de rutinas nuevas. Pero como una persona que también afirma ser un cristiano nacido de nuevo y un seguidor del mismo Jesús sobre quien estos hombres han predicado, estoy consternado y enojado. Cuando estos cristianos de alto perfil son cuestionados, siento como si me estuvieran lanzando púas. Sus errores probados o supuestos parecen acusarnos a todos. Tal vez puedas identificarte con esos sentimientos.

Sin embargo, si nosotros, la comunidad cristiana evangélica, somos honestos, tendríamos que admitir que somos parte del problema. Al poner a estos hombres en pedestales, los hemos hecho más grandes que la vida, y los hemos hecho susceptibles a las tentaciones del poder y del orgullo.

En realidad, son seres humanos falibles y pecadores, como tú y como yo. Piensa en cómo te iría si se descubrieran tus inconsistencias y secretos: esas palabras airadas, los chismes, el deseo de cosas, los pensamientos asesinos. Pero elevamos a aquellos con dones especiales. Tratamos a los conversos famosos con un estatus casi de adoración.

Hace años, como estudiante universitario de primer año y aspirante a atleta, asistí a un campamento de fútbol universitario. Era una institución cristiana, dotada de excelentes modelos a seguir. Admiraba a estos estudiantes de clase alta como atletas y como grandes ejemplos de la vida cristiana. Pero durante una de las reuniones de nuestro equipo, un ataque masivo de los equipos de fútbol americano dijo algo que nunca he olvidado. “No pongas tu fe en nosotros ni en ningún ser humano. Si nos observan lo suficiente o se acercan lo suficiente, los defraudaremos”, dijo. “En vez de eso, mantén tus ojos en Cristo. Nunca fallará.”

¿Quiénes son sus “superestrellas” cristianas? ¿Un pastor, un músico, un padre, un amigo cercano? Al “pasar por encima”, les haces daño a ellos y a ti mismo. En vez de eso, pongamos a nuestros líderes cristianos en su lugar como compañeros luchadores que se esfuerzan por ser como Cristo y que están usando sus dones para servirle. Y mantengamos en oración a nuestros líderes cristianos y a los que están en el centro de atención.

Vía: Charisma Media

Acerca de Toto Salcedo

Conductor del Programa "La Verdad" difundido por Xto TV de lunes a viernes a Hrs. 20:00 La Paz, Bolivia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s