«La hipocresía religiosa es tóxica para tu salud espiritual. Si la tienes, toma la cura de Dios.»

Cada año, cuando voy a un chequeo, el doctor siempre revisa mi corazón. Pero como cristianos, necesitamos revisar nuestros corazones espirituales – nuestras emociones, vida espiritual, vida mental y vida física – mucho más a menudo que solo una vez al año.

Proverbios 4:23 dice, “Sobre todas las cosas cuida tu corazón, porque éste determina el rumbo de tu vida.” (NTV)

No dice que Dios cuidará tu corazón, o tu pastor cuidará tu corazón o tu prójimo lo hará. Dice que tú cuides tu corazón. Eso es lo que quiero decir cuando digo que necesitamos revisar nuestros corazones.

Solo piensa en cuanto tiempo te toma alistarte en las mañanas para asegurarte que te ves bien. Mi esposo, Dave, se toma un tiempo, pero es nada comparado con el tiempo que yo me tomo.

Ahora, si podemos atravesar todo ese problema por nuestra apariencia – asegurarnos que nada esté torcido, que el lápiz labial no se corra, pendientes correctos, todo en su lugar – entonces con seguridad podemos pasar algún tiempo revisando nuestros corazones.

Existen muchos diferentes tipos de condiciones del corazón que necesitamos observar regularmente. Si encontramos alguno de ellos, necesitamos hacer todo lo que esté en nuestro poder para deshacernos de ellos. Uno de ellos es la “hipocresía del corazón.”

Un hipócrita es alguien que dice a todos los demás qué hacer pero no hace ninguna de esas cosas. Esta persona sabe lo que todos deberían hacer, pero no lo hace.

Esto es algo con lo que necesitamos ser muy cuidadosos. Escuchamos sermones acerca del amor, la misericordia y el perdón. Pero si no los estamos viviendo, en palabra y verdaderamente, entonces ¿de qué sirve ese conocimiento?

Yo estaba mal acerca de esto. Dave y yo íbamos a la iglesia, yo decía “¡Amén!” con el resto. Pero luego, después del servicio, íbamos a almorzar con la “élite” social de la iglesia y chismeábamos acerca de quien no fue, quien sí, cómo vestían, cómo lo hizo el predicador, etc.

Era una hipócrita – una persona religiosa que sabía lo que estaba bien pero no lo hacía. Verás, en la iglesia me veía de una forma, pero mis acciones fuera de la iglesia mostraban donde estaba realmente mi corazón. Necesitamos preguntarnos: “¿Qué estamos haciendo?” no “¿Qué pretendemos hacer?”

¿Recuerdas la higuera que Jesús maldijo? Él caminaba hambriento y vio a lo lejos una higuera que tenía muchas hojas. Fue hacia ella para conseguir algo que comer y no había fruto, entonces Él la maldijo diciendo, “Nunca darás fruto.”

Nunca entendí eso. Realmente me daba lástima aquella higuera. Pensé: Bien, qué injusto. Solo porque no tengo nada de lo que Tú necesitabas, tenía que ser maldecida. Pero entonces aprendí que las higueras, cuando tienen hojas, se supone que tienen fruto bajo aquellas hojas.

Jesús vio las hojas – en nuestro caso, la calcomanía, el broche que dice Jesús, nuestra asistencia a la iglesia – y cuando buscó el fruto, encontró que el árbol era un farsante.

Como un hipócrita. Pretendía tener algo que no tenía. Como cristianos, necesitamos asegurarnos que no estamos caminando con un montón de hojas sin fruto.

Vivimos en un mundo hambriento y hay mucha gente hambrienta en él. Estoy hablando acerca de gente que necesita de Dios. Necesitan la luz. Necesitan la verdad. Necesitan esperanza y algo real a que aferrarse.

Si quieres asegurarte que tiene el fruto que la gente alrededor necesita para tener un encuentro con Dios, entonces necesitas cuidar tu corazón – la parte más profunda de quien eres – y quitar cualquier semilla de hipocresía.

Toma tiempo hoy para sentarte, tener una reunión contigo mismo y hacerte las difíciles preguntas. Luego pide a Dios que te encuentre donde estás y cambie tu corazón. Él nunca falla para darte la gracia para cuidar tu corazón pues Su amor y vida pueden fluir a través de ti.

Vía: Charisma Magazine

Acerca de Toto Salcedo

Conductor del Programa "La Verdad" difundido por Xto TV de lunes a viernes a Hrs. 20:00 La Paz, Bolivia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s