Rostros - Hombre y Mujer

Michael Brown

Estaba llenando un formulario en el consultorio del doctor el otro día, cuando me acordé de una cruda verdad: los hombres biológicos y genéticos, nunca serán mujeres, no importa cuánta cirugía tengan, y cuántas hormonas tomen.

El formulario médico tenía una línea que decía: “MUJERES: ¿Última menstruación?” – y en un instante, me dije a mí mismo, “¡Sí! Realmente hay diferencias entre hombres y mujeres.”

Y esa es la otra razón por la que Bruce Jenner nunca será una mujer, no importa cuán lo intente. (Permíteme hacer una pause por un momento, para todos aquellos que quieren gritarme: “¡Intolerante! ¡Odiador! ¡Transfóbico! ¡Eres peor que Hitler!” Está bien, continúe y saque todo lo que quiera, luego, continúe leyendo.)

Me acordé de esta cruda realidad una vez más cuando mi yerno Jimmy, puso parte del video del discurso de aceptación del premio ESPY, de Bruce Jenner.

Jimmy lo había puesto en su celular, y estaba sentado a mi lado cuando escuché a un hombre hablando.

Fue solo cuando miré a su teléfono que me di cuenta quién era el hombre – ahora viéndose como una extraña mujer desfigurada – y Jimmy me dijo, “Parece una broma, pero todo el mundo está con él.”

Pero por supuesto.

No estar con esto – no, déjame ir más allá todavía – no celebrar este “maravilloso” momento, es ser un fanático de mente cerrada, intolerante de la peor clase. Incluso si no estás sonriendo ampliamente lo suficiente, ni aplaudiendo vociferando lo suficiente cuando “Caitlyn” Jenner es presentada, te marcas como un intolerante.

Y peor si dices, “Solo sé que es Bruce Jenner y eso es todo,” como dijo el ex campeón de peso pesado, Evander Holyfield.

La hostilidad dirigida a Holyfield por exteriorizar estas simples palabras con sentido común, es perversa más allá de toda descripción, pero es plenamente justificada, por supuesto, pues él está siendo crítico.

Es una buena cosa para el mundo de los deportes, que Jenner no sea un joven atleta, de clase mundial, hoy en día.

De lo contrario, el comité Olímpico y otras organizaciones deportivas, tendrían que decidir si un hombre atléticamente dotado pudiera competir con mujeres. ¿Se atreverían a ser transfóbicos e intolerantes para decirle que no podría?

Estas cuestiones han surgido ya en el mundo de los deportes de combate, donde un luchador supuestamente transformado en mujer, ha estado venciendo a sus oponentes femeninas, al punto de que algunos se han quejado abiertamente, y otras se han negado a pelear contra él.

¿Es esto realmente justo?

Parece que las mujeres luchadores involucradas, no fueron impresionadas con el testimonio de expertos médicos que han declarado que este hombre biológico, debido a las hormonas femeninas, no tenía ventaja física sobre sus oponentes.

La absurda e incluso surreal naturaleza de esta discusión es subrayada por un artículo que apareció en el sitio web de KOAT News, afiliada de ABC en Albuquerque, Nuevo Mexico.

El titular dice, “Certificado de nacimiento, mantiene fuera al estudiante transgénero de la cancha de voleibol,” y la historia comienza con estas palabras emotivas: “Como muchas niñas adolescentes, a Alex Trujillo le gusta el maquillaje, tiene ídolos musicales y se mantiene activa.”

“Sin embargo, no puede jugar en el equipo de voleibol de adolescentes, en la Secundaria Laguna-Acoma. Los funcionarios escolares dicen que esto es porque Trujillo nació varón.”

¡Cuán intolerante y discriminatorio! ¡Cuán abiertamente transfóbico!

¿Cómo puede este esto? ¿La escuela no dejará que este hombre biológico juegue en el equipo de niñas y compita contra otras, simplemente por un pedazo de papel?

El artículo, que siempre se refiere a él como “ella,” afirma que “no es libre de jugar el deporte que la apasiona,” explicando que “el género sobre el que un certificado dicta que un estudiante es, dicta en qué equipo él o ella jugará, de acuerdo a la Asociación Atlética de Nuevo Mexico. En Nuevo Mexico, una persona puede modificar su partida de nacimiento, pero sólo después de la cirugía de reasignación.”

¿Captas eso? El género en el certificado de nacimiento, dicta de qué lado juegas.

Para ser precisos, ya sea que seas hombre o mujer, eso dicta de qué lado juegas, pues los hombres tienen ventajas atléticas sobre las mujeres, y el certificado de nacimiento simplemente observa si eres hombre o mujer. Incluso después de la cirugía de cambio de sexo, esas ventajas y diferencias en gran parte (o totalmente) permanecen, lo que significa que todavía no eres capaz de cambiar de lado.

Pero, incluso con la aprobación para cambiar el certificado después del cambio de sexo, lo cual es todavía indignante, esto no fue suficiente para los defensores de los transexuales, que dicen que las leyes de Nuevo Mexico son “injustas, pues no todos optan por tener esa cirugía.”

Una vez más, estamos abasteciendo la locura social, y si realmente nos preocupamos por Alex (o por Bruce Jenner, o por los incontables otros que luchan profundamente con los problemas de identidad de género), debemos dejar de colaborar con esta locura social, y hacer todo lo que se pueda para ayudarles a encontrar la plenitud desde adentro.

La noticia de los últimos días – desde la historia de Nuevo Mexico a los prestigiosos premios ESPY – nos recuerda que tenemos trabajo por hacer.

Vía: Charisma News

Acerca de Toto Salcedo

Conductor del Programa "La Verdad" difundido por Xto TV de lunes a viernes a Hrs. 20:00 La Paz, Bolivia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s