couple-praying

Dr. Carol Peters-Tanksley 

Conectado. Amoroso, Comprometido. Vigorizante. Feliz. ¿No es la clase de matrimonio que deseas?

Si respondes que sí, sigue leyendo. Compartiré contigo una clave importante que te ayudará a llegar allí.

Por otro lado, si prefieres tener un cónyuge que puedas manipular y controlar, y que camine sobre cáscaras de huevos alrededor de ti, siéntete libre de salir de esta página. Esto no te ayudará a poner a tu cónyuge en una caja, y tenerlo allí para tu propio placer individual.

Si te encuentras quejándote por lo que tu cónyuge está o no está haciendo, quiero sacudir tu perspectiva. Sí, está fallando en muchas formas. Pero ahora mismo, imagínate a ti mismo en los zapatos de él o ella. Y luego hazte la siguiente pregunta:

¿Qué tan seguro se siente mi cónyuge conmigo?

Puede que te sientas justificado en comportarte de mala manera hacia tu cónyuge debido a la forma en que él o ella te ha fallado – y te está fallando. Pon esos pensamientos a un lado por ahora. Desde la perspectiva de tu cónyuge, ¿estás creando un espacio en el que se sienta seguro o segura?

Si eres un esposo, podrías verte así:

  • ¿Tu esposa se siente provista, protegida y apreciada por ti?
  • ¿Siente que tomas sus opiniones, sentimientos e ideas en cuenta al tomar decisiones?
  • ¿Puede ella venir a ti con frustraciones o problemas, sabiendo que la escucharás?
  • ¿Entiendes a tu esposa? ¿Se siente comprendida por ti?
  • ¿Siente que verdaderamente valoras sus dones, talentos y sueños?
  • Como su esposo, ¿la ayudas a prosperar?

Si eres una esposa, podrías verte así:

  • ¿Se siente tu esposo respetado por ti?
  • ¿Siente que aprecias sus luchas y las cosas que hace por ti?
  • ¿Siente él que tiene tu respaldo y apoyo cuando vienen los ataques, y que estás con él en todo?
  • ¿Siente que estás interesada en todo lo que a él le importa y que quieres ser parte de su mundo?
  • ¿Siente que tú eres su más grande fan?
  • ¿Puede él compartir su corazón contigo, sabiendo que vas a guardarlo cuidadosamente?

¿Qué bien crees que lo estás haciendo en esto? ¿Cuán seguro se siente tu cónyuge contigo?

Por qué es tan importante la sensación de seguridad

¿Estarías inclinado a preocuparte, respetar, amar, honrar y cuidar de alguien que fuera quisquilloso, demandante, impredecible, crítico o manipulador? ¡No!

Sentirse a salvo no solo un ingrediente importante en un matrimonio saludable, sino que es algo que imprescindible.

Imagina una hermosa mariposa o un ciervo salvaje. ¡Tu cónyuge no es ni uno ni lo otro! Pero si quieres que tu esposa muestre su fascinante belleza, para volar con alegría, no puedes aplastarla. Si quieres que tu esposo te abrace con energía y pasión, no puedes empujarlo hacia abajo y apedrearlo con la crítica.

Esas analogías no son una imagen adecuada de lo que tu esposa o esposo llevan a tu vida, pero ilustran cómo no serán felices juntos, sin una gran medida de seguridad.

Aumentando el factor de seguridad

Así que, has reconocido que tu corazón no es el lugar seguro para tu cónyuge que necesita ser. A continuación, algunas formas en las cuales puedes incrementar el factor de seguridad en tu matrimonio:

  1. Discúlpate cuando hayas causado dolor. No importa si estabas “en lo correcto” o no. Si tu cónyuge fue herido por tus palabras o acciones, asúmelo. Presta atención al dolor que causaste, discúlpate y pide perdón. Date cuenta cómo le causaste el dolor y hazlo diferente la próxima vez.
  2. Considera cómo tu comportamiento afecta a tu cónyuge. ¿Estás demasiado ocupado? ¿Lo criticas constantemente? ¿Rechaza la intimidad? ¿Tomas decisiones sin su opinión? Tienes para elegir – y realmente preocuparte – cómo tu comportamiento afecta a tu cónyuge. El punto no es hacer solamente o siempre lo que tu cónyuge quiere, sino verdaderamente preocuparte por cómo lo afectas.
  3. Sólo habla bien de tu cónyuge en público. Hay un lugar para confrontar los errores de tu cónyuge, y no es en público. Encuentra un creyente cristiano más maduro o un consejero para tener una ayuda honesta – confidencialmente. Pero menospreciar a tu cónyuge frente a tu familia, amigos o en las redes sociales, definitivamente nunca.
  4. Cuando tengas una queja, escoge tus palabras cuidadosamente. Tu cónyuge cometerá errores, te lastimará y te decepcionará. Habrá tiempos en lo que tendrás que confrontarle. En lugar de menospreciar su carácter, habla hacer de su comportamiento y cómo te afecta. Imagina cómo te sentiría si dice lo mismo de ti, y escoge tus palabras apropiadamente.
  5. Busca entenderle. Es fácil enfocarte en lo que tu cónyuge está haciendo mal, o en tus propias necesidades y deseos. Elige enfocarte en tratar de entender a tu cónyuge. Tomate el tiempo de escuchar atentamente cuando tiene algo que decir. Haz preguntas que te ayuden a verdaderamente entender a dónde quiere llegar.

Si el factor de seguridad es bajo en tu matrimonio, ¿por qué no das el primer paso para mejorar las cosas? Y, al incrementar el factor de seguridad, estarán más conectados y felices.

Vía: Charisma Magazine

Acerca de Toto Salcedo

Conductor del Programa "La Verdad" difundido por Xto TV de lunes a viernes a Hrs. 20:00 La Paz, Bolivia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s